Mi sueño cumplido

2

Mi FamiliaHola, mi nombre es Yenny Calderón,  tengo 33 años, casada. Con mi esposo hace 6 años atrás (después de 8 años de matrimonio) decidimos tener hijos, dejé de usar anticonceptivos y durante 2 años no pasaba nada.

Empezamos a ir al doctor más seguido, nos hicieron muchos exámenes y los últimos que solicitaron, fue el Espermograma, en donde mi esposo, me dice que no quiere hacerlo, ya que tal vez por causas de él, no podamos tener hijos y tal vez yo lo iba a dejar por eso, me dio mucha pena, pero lo entendí muy bien.

El doctor que nos atendía nos dijo que nos relajáramos, que nos olvidáramos del tema, que hiciéramos actividades, o nos fuéramos de vacaciones, por nuestros trabajos no era posible aun descansar.

Entonces me inscribí en un gimnasio, lo pase tan bien, me sentía súper, llena de energía y ya mentalizada que ese año (era Junio de 2010) no quedaría embarazada así que me dedicaría a mis actividades. A principios de Octubre de 2010, después de realizar mi rutina de máquinas, me sentí muy mal, y por una corazonada fui a la farmacia y me compré un test de embarazo, pero con pocas esperanzas (ya que después de muchos TEST) ya había perdido confianza.

Llegue a mi trabajo y me lo hice. Resultado 2 rayitas, la emoción y todo en ese baño pequeño me hizo no creer,  a lo que leí el folleto completo, porque tal vez en ese test, las dos rayas eras negativo…. Y no….era POSITIVO. Llamé a mi esposo con mi voz entre cortada y muy emocionada y le dije, a lo que él incrédulo me dice “Amor, porque no se hace otro, tal vez es un error”, partí a la farmacia cercana y compre otro, de otra marca y todo, al rato me lo hice y ….2 rayitas nuevamente cuando salgo del baño con una sonrisa enorme en mi cara, mi esposo estaba allí, en mi trabajo, corro hacia él, lo abrazo, me besa y me decía…. “Y ¡???  “. Le dije amor, ES POSITIVO!!!

En Junio de 2011 nació nuestro cachorro, un niño hermoso, con una personalidad muy marcada, una mezcla de ambos y sus abuelos. Nuestros primeros meses, lo pasamos “invernando”, no salíamos de casa, para evitar los fríos, solo salíamos a controles y de repente los fines de semana. Debo confesar que en los primeros meses me sentía muy sola, a pesar de tener a ese hermoso niño, nadie me comento todos los cambios en mi vida. Adiós duchas placenteras, adiós accesorios (aros, collares) adiós horarios de comida para mí, nadie me dijo que no tendría tiempo para ir al baño jajaja, las amistades aunque siempre están allí, ya no entra en sus tiempos ir a verte ni tu a ellas. Pero saben, creo que debe ser así, cada madre/padre debe ir adaptándose a la llegada de su hijo y darle forma a su nuevo estilo de vida. Yo volvería hacerlo mil veces, y sentir cada minuto como una nueva experiencia. Mi hijo, me enseñó, que lo más importante son los minutos dedicados a conocernos, amarnos, regalonearnos, explorar, jugar y aprender.  El orden, el aseo de la casa e incluso el trabajo, que tuve que volver después de 9 meses que estuvimos juntos, son cosas que debemos hacer pero NO son lo más importante.  Con mi hijo, mi esposo, hemos creado nuestro estilo de vida, en donde nuestro hijo en nuestra principal razón de vivir, y de hacer. Todo lo hacemos en razón a nuestro hijo. Y él, mientras crece, y avanza nosotros aprendemos también. Somos padres trabajadores, que hemos y estamos aprendiendo a compatibilizar la crianza con lo demás.
En mi, la maternidad ha hecho conocerme mejor, vivir la Lactancia, fue algo maravilloso, en donde mi hijo me detestó, yo no estaba preparada, pero él decidió dejar su pechuguis y alimentarse con mamadera a sus casi 10 meses, sin antes haber probado el uso de mamadera. Confieso haber llorado en ese instante, el sentir que ya no tendríamos esos momentos de únicos en donde nadie podía separarnos y solo eramos los 2. Pero bueno, ahora a sus casi 3 años, aun colechamos, y aprovecho esos momentos en donde él me abraza y me besa antes de dormir, y durante la noche me busca y se sube sobre mi pecho solo para asegurarse que estoy con él. Me encanta cada minuto que estamos juntos, aunque también hemos tenido sus episodios de pataletas, en donde debo recurrir a mi reserva de paciencia, e ir practicando tanto consejo que he recibido en el grupo de Mamitas Pro, que increíblemente me ha hecho ver lo normal que son todos sus procesos.

Creo que me alargado demasiado, pero son tantas las cosas bellas que me ha entregado la maternidad que serian muchas palabras más, pero en resumen debo decir que es Lo más hermoso que jamás había vivido, y lo disfruto a concho”

Acerca del autor

Mujer, madre, escritora y periodista.
Enamorada de la vida y de un principito de rizos dorados. Amante de los libros, Valparaíso y el buen vino. Activista eterna por los derechos de las mujeres y los niños.
No me gustan los extremismos, aceptar al otro como legítimo otro es mi lema de vida, ayudarnos a ser conscientes y relacionarnos con amor es mi misión.
Autora del libro ¿Cómo construimos lo que somos? Memorias y olvidos de los italianos en Valparaíso.
Expositora en Congresos y simposios sobre migraciones y reconstrucción de historias de vida/biografías.
@jbruna
jenny@mamadre.cl

2 comentarios

¿Qué opinas?