El lado oscuro de la maternidad

54

Puerperio… que palabra más extraña… se es madre y junto con la descarga emocional y mental de todo este gran cambio llega el puerperio… pero ¿qué es realmente el puerperio?, ¿cuánto dura? y también, ¿qué nos pasa durante este período?

Puerperio se le designa médicamente al período comprendido entre el parto, durante el cual tu cuerpo recobrará la apariencia previa al embarazo. Dura entre 6 y 8 semanas, motivo por el que también es conocido como “la cuarentena“, y en él pueden darse pérdidas de sangre, eliminación de agua, estreñimiento, problemas para miccionar, cambios hormonales, bajada de las defensas, disminución del abdomen…

Bien sabemos las que somos madres que el puerperio no dura 40 días… es mucho más que eso! y no solo a nivel físico, ¿qué pasa con lo emocional? se habla de 1 año en el caso de los profesionales en Canadá y a nivel más profundo e integral, llamando a una concepción psicobioemocional, la duración sería de aproximadamente 2 años, e incluso, un poco más.

Una de las grandes expertas en el tema, la psicóloga Laura Gutman comenta: “Personalmente, considero que el puerperio, en realidad es el período transitado entre el nacimiento del bebé y los dos primeros años, aunque emocionalmente haya una diferencia evidente entre el caos de los primeros días, la capacidad de salir al mundo con un bebé a cuestas o el vínculo con un bebé que ya camina. Estos dos años tienen que ver con el período de completa “fusión emocional” entre la madre y el bebé, es decir, con la sensación de la madre de vivir dentro de las percepciones y experiencias del bebé, sintiéndose “desdoblada física y emocionalmente”.

¿Por qué dos años? Es posible reconocer en el niño/a el lento despegue de la fusión emocional, alrededor de los dos años de edad, cuando puede empezar a nombrarse a sí mismo como un ser separado, cuando puede decir “yo”. La madre vive una situación análoga, pero sin tanta consciencia. De hecho, alrededor de los dos años del niño/a, toda madre también recupera ese “ahora soy yo misma”, sintiendo deseos genuinos de “volver a ser la de antes”, con intereses y proyectos que no incluyen necesariamente al niño/a.”

En este gran período en la vida de una mujer, nos transformamos totalmente, nos convertimos en madres, y en el camino, nos transformamos nosotras mismas. Comenzamos a encontrarnos con recuerdos infantiles, sensaciones que no sabemos como explicar ante las demandas de nuestro bebé, recuerdos conscientes e inconscientes de lo que se nombró y no se nombró (secretos familiares, temas tabúes, etc) en nuestra primera infancia y en la diada madre e hija que fuimos.

Por un lado sentimos todo ese pasado que nos causa a ratos mucho dolor, y también abrimos los ojos a la real mamá que tenemos, y abrazamos con mayor estima su labor para con nosotras… muchas otras reniegan, lloran, se apartan de esa mamá y esa niña que vivió todo lo que vivió… nos pasa de todo! pero a eso se le suma lo presente y lo futuro! ¿y qué hago ahora conmigo? no tengo tiempo para nada!, ¿y la casa la voy a dejar así? ¿y mi relación de pareja donde queda? ¿queda? o es una pausa nomás?.. ¿qué hago con mis estudios, con mi trabajo con mis salidas?! … “quiero ir al baño sola!”, ¿cómo bancarme este llanto todas las noches? y mi propio llanto también…. ¿qué hago con estas pataletas de mi hija/o, la estaré “malcriando”?

A ratos siento que odio a mi hijo/a, me estoy volviendo loca!, Me siento culpable cada vez que salgo….debo cumplir, debo ser buena mamá, estar presente, pero sino me pueden despedir de mi trabajo, mi jefe ya me ha visto más distraída luego del postnatal… me siento rara, mis periodos menstruales no son como antes… hoy vi un comercial y llore como nunca… desde que soy mamá todo me emociona…

Dios mio! todo eso en la cabeza/corazón de una puerpera! y no quieren que nos volvamos algo locas? nos entienden? si, algunas veces, si, algunas personas.

A todo esto que nos pasa y que es NORMAL, se le llama “sombras”, ¿sombras por qué?, porque son aspectos que no estaban en la consciencia, en nuestro saber cotidiano de nosotras mismas y las emociones y pensamientos que si conocemos de nosotras mismas… Son vivencias, emociones, pensamientos, creencias, que estaban en el inconsciente… en la oscuridad de nuestra mente… una sombra… una sombra que ahora precisamente, pide ser iluminada.

C.G. Jung designó como ” Sombra” a todos los aspectos ocultos o inconscientes de uno mismo, tanto positivos como negativos, que el ego ha reprimido o nunca ha reconocido. Se dice que lo que nos molesta del otro, es algo que hay que ver en nosotros mismos, ya que en las relaciones, el otro es un espejo de ti mismo.

Cuando somos madres, la diada madre-hijo/a es tan fuerte que lo que tu sientes lo siente tu hijo/a y lo que tu hijo/a siente, lo sientes tu. Otro gran espejo más de la vida… pero un espejo simbiótico, fusionado, unicista…

 Franco y yoHacernos cargo de nuestras sombras, nuestro lado oscuro.. no es fácil… pero a veces precisamente lo que nos motiva es esa simbiosis emocional con nuestro bebé, porque día a día te muestra lo que eres, lo que fuiste de niña, lo que sientes y piensas, consciente o inconscientemente… y te lo muestra a través de su conducta, llantos, risas, enfermedades, dolencias…. Si…enfermedades también.

Hay tres instancias en las que el ser humano crece (emocional, psíquica y espiritualmente) que son: las relaciones, las enfermedades, los sueños.

Si tu bebé se enferma o tiene alguna dolencia, podemos y estamos haciendo algo concreto y poderoso al preguntarnos “qué pasa conmigo, en mi interior, que ha manifestado esto a través de mi hijo/a?”

Reflexionar, encontrar para enfrentar y hacerme cargo, puede disminuir o erradicar algunas dolencias de tu bebé. Si, si pasa… a mi misma me ha pasado, a mis pacientes y a mujeres madres que he conocido en esta vida. Si, pasa… hacerse cargo? si, difícil, pero, ¿y si eso ayuda a tu guagua y a tí, a una mejor vida, a una mayor consciencia, a una diada sanita? Tentador no? He trabajado con resfríos consecutivos que muestran a una madre con penas, bajas energías producto de alguna situación dolorosa, reflujos de bebés que tienen que ver con rechazos e intolerancias de la madre, con bajo peso o sobrepeso en bebés que tienen que ver con temas con la comida en las madres, con displasia de caderas, mostrando la sombra del estancamiento, de no saber hacia donde dirigir mi vida ahora que soy madre… Las sombras trabajadas se convierten en luz, y desde la luz, la diada encauza su crecimiento a una inevitable y exquisita relación con tu bebé. Porque si creces tú, la forma de enseñar y lo que puedes enseñarle, crece exponencialmente mientras más iluminas tus zonas oscuras que te muestra día a día tu hijo/a.

 La maternidad en el puerperio no es mirada ni cobijada como necesitamos por la gente, por la sociedad. Nadie nos dice cuando estamos embarazadas que aparecerán estas sombras… siempre se habla del lado bonito, lo que se quiere escuchar, lo que se quiere decir, lo que se quiere aparentar sobre la maternidad. ¿Será que hemos perdido en alguna medida la cooperación con nuestras pares mujeres? ¿Será quizás más bien que nos hemos perdido, desconectado de nuestras maternidades y no atinamos a nombrar lo “innombrable”?, ¿Será que en el mundo competitivo de hoy es mejor quedar bien, como una “buena madre” entonces no es bien visto que te diga lo mal que lo pase al principio, lo difícil que fue todo? mejor quedo como una linda y buena madre que se las supo arreglar muy bien, así mantengo una autoimagen aceptable de mi misma.

Es importantísimo empezar a hablar con la verdad, a nombrar lo innombrable, a contener a la puérpera y asegurarle que TODO lo que está sintiendo/pensando está BIEN y es NORMAL. Que el amor no es a borbotones para todas apenas nacido tu hijo/a, el amor hacia el/ella se va construyendo y fortaleciendo como en cualquier relación… y a medida que pasan los meses, te encuentras profunda y completamente enamorada como nunca antes… y es desde ese amor que hablan las que ya son mamás. Pero si, ciertamente no para todas ese amor nace el primer día y es importante saberlo, así como también los difíciles primeros días y semanas de lactancia, donde todos opinan, tu hijo/a llora, no se acopla bien al pecho y vamos tratando de meterte relleno… tu bebe esta perfecto! confía en tí, en tu naturaleza humana mamífera, toma a tu bebé, que tu pareja o familiares entretengan al resto de los invitados y practica, practica, practica… con amor y paz-ciencia cualquier lactancia puede ser exitosa… pero refúgiate si los primeros días te agobias, refúgiate con tu bebé son uno… tranquilidad y paz interna ante todo… haz lo que sea necesario para sentirla y transmitírsela.

Mujeres madres, hablemos de lo que no se nombra, cobijemonos unas con otras, hagamos tribu, en cada grupo de amigas, en las redes sociales, en las ciudades, comunas… que cada vez hayan menos madres puerperas sintiendose solas, desamparadas, sintiendo esas sombras abalanzarse sobre ellas sin saber qué hacer…

En compañía, cualquier sombra puede ser contenida, escuchada, vista… y aquí vamos con la linterna… alumbrándonos, mirando con amor cada pedazo de nuestro ser… creciendo a través de la maternidad, por un adulto más sano, que ahora con ese crecimiento, puede criar futuros adultos sanos, contenidos, amados.

 Ahá Mitakuye Oyasin (saludo lakota en versión femenina)  por todas las mujeres madres, ahá por nuestros grandes maestros, nuestros hijo/as….Bendiciones!

Pamela Labatut H.
Mamá
Psicóloga Clínica y terapeuta complementaria
www.psicologiayflores.cl

Acerca del autor

Mamá, Psicóloga Clínica - Psicoterapeuta. Terapeuta Floral Acreditada y terapeuta complementaria. Atención individual y parejas. Especialidad en Autoestima-autocuidado, duelo gestacional, maternidad, sueño infantil. Terapias, talleres y círculos de mujeres en Rancagua. www.psicologiayflores.cl

54 comentarios

  1. Viví triste e intensamente los primeros 6 meses de vida de mi segundo hijo. Afloraron recuerdos de abuso sexual en mi infancia. Sentí rechazo a mi pobre hijo. Y el mayor con solo 2 años y medio me pedía que despertara de la pena. Maternidad dura, tantos sentimientos encontrados. Son mo tesoro y los amo con locura.

  2. karla celeste el

    Paula has escrito todo lo q pienso y tambien soy reikista y tambien pienso q no todo en la vida gira solo en nuestros hijos y jamas significara q no los amemos solo q debemos seguir adelante .

  3. Asi es! Todo! Que tristeza siento y sigo teniendo con leves lapsos de amor hacia mi hijo, que risa me dan las embarazadas con sus frases de”quiero q nazcas luego” y claro de primera el bb solo duerme, pero despuea despidete de todo, ya no hay vida, ni autoestima, ni si quiera amigos, solo ese horrible llantl que te desespera, y repito esos leves lapsks de amor cuando tu hijo duerme en paz. No quisieran volver a estar de 9 meses una vez mas? Creo que solo soy yo quien llora de noche, 5 meses y siguen… Veamos si en 2 años esta mier. Mejora

  4. Ciertamente la maternidad y el periodo de puerperio es una puerta a abrir nuestros temas en la infancia y enfrentarlos, trascenderlos, sanarlos… lo que necesites bella nos escribes… ten a mano tu tribu, tu red de apoyo y familia para sobrellevar los días mas “oscuros”

    Bendiciones

  5. Querida Florencia… cuenta con nuestro apoyo para lo que necesites. Es importante tengas una tribu en la cual apoyarte… El llanto de tu hijo es tu llanto también… si comienzas de a poco a abrazarte tu, tus penas tus conflictos internos se te hará mas fácil lidiar los los llantos de tu bebe… Busca redes de apoyo virtual que ayudan bastante y si lo necesitas te podemos orientar con profesionales como psicólogas y terapeutas complementarias para que tu eres mejor y por ende tu bebe… TODAS nos sentimos sobrepasadas los primeros meses, lo importante es que tengas el espacio de contención y desahogo que toda puerpera NECESITA.

    Te mando un abrazo enorme y apretado!

  6. Me encantó tu articulo y me senti plenamente identificada!!!!
    Si lo describes asi, para mi el puerperio está recién finalizando, mi hijo tiene 4 años.
    Soy chilena, vivo en USA y llegué acá con mi hijo de 1 mes de vida…todo lo que describes lo senti: rabia, pena, soledad, frustración, que era una mala mamá, etc.
    Gracias a Dios, estoy mejor 🙂

  7. Florencia, me dio mucha pena leer tu comentario, sé como te sientes o lo imagino, yo soy mamá de Pascale de 1 año 5 meses, y hay días en los que me siento como tu, con una angustia dentro de mi que es tan grande! donde veo que perdí mi libertad que tanto amaba, donde ya no puedo hacer las cosas que hacia antes, es fuerte y difícil de llevar, pero son ratos, hay días en los que una anda mas sensible o con tu mente mas frágil que piensa y piensa cosas.
    Espero que leas los comentarios que te mandan fuerza, aunque a veces sirven re poco porque una piensa que esa extraña que te escribe no cacha nada de como te sientes o no logra dimensionar lo tan triste que estas, pero de verdad te entendemos y te digo que debes dejarte llevar por el caos, llora! y luego de eso, sal al patio a respirar aire limpio, luego toma a tu hijo y abrazalo, abrazalo y respiren juntos, siente su olor y mírense, veras como te darás cuenta que no todo es tan malo, que esa personita te hace feliz, que depende de ti y tu tienes todo, TODO para hacerlo el niño mas feliz del mundo, que solo basta con hacerlo reír, abrazarlo, besarlo y estar ahí para él cada día.
    Tranquila que te sentirás mejor.
    Te mando todos mis buenos deseos.

  8. Que buen artículo… Sin duda muchas nos hemos sentido así, tengo una hija de casi dos años, y un pequeñín de 5 meses… Desde mi primera hija que quedé con muchos miedos muy extraños y constantes, que muchas veces no me dejan disfrutar el presente y mucho menos en pensar en el futuro… Y ahora con el segundo bebé pensé q todo iría cambiando y no… Me siento de la misma forma y siempre “sobreviviendo”; tratando de ser una buena mamá, y al final del día termino con una mochila llena de piedras y sin ganas ni siquiera de ver a mi compañero q está durmiendo al lado mío..

  9. Es como que si yo hubiese escrito esto, es muy cierto..
    hoy mi bebe tiene 1 año 10 meses y es increíble lo conectado que estamos ambos y lo diferente que es comparado al principio, fue muy difícil y estresante, los consejos de todos, que lo haces bien que lo haces mal.
    hoy solo hago lo que siento y dejo que todo fluya en el crecimiento de mi hermoso hijo, sobre todo paciencia con esas noches de desvelos, tratarlo con mucho cariño.,,,,, suerte y cariños a todas.

  10. Que acertado todo lo que dices!….después de leer, me he quedado con una sensación de tranquilidad al saber que no solo a mi me pasa….que soy NORMAL.
    Mi niño sol ya tiene un año y siento que aun estamos en la crisálida. A veces todo se pudre….y otras volvemos a la luz.

  11. Me sentí tan identificada con el artículo. Siempre te dicen sólo lo mejor de ser madre….cuando nace tu bebé lo primero que te dicen es “felicidades!!”… yo me decia/digo a veces…donde está esa felicidad?? Si a veces te invade la tristeza…y no sabes por qué estás triste. Te invaden sentimientos de culpa…culpa por llorar…culpa por sentirte así de mal cuando se supone que debes estar feliz….y piensas….yo no sirvo para esto. ..la maternidad no es lo mío. ..soy una mala madre, no puedo con esto…no soy capaz. Después miras esa carita…te sientes mal por estar así. ..pero nuevamente te recompones…y ahí vamos de nuevo…con la esperanza que todo mejore.
    No cabe duda que la vida cambia completamente.

  12. Definitivamente !! Aplausos alguien que se atreve a hablar del estado emocional de una madre ! Completamente de acuerdo yo soy madre de un pequeño de 3 años 4 meses y recientemente tengo una pequeñita de 5 meses ! Hoy en dia las madres que trabajamos jornadas dobles !! Que es mi caso a veces me siento muy culpable de no estar todo el tiempo con
    Mis pequeños ! Y eso causa angustia y ansiedad ! Pero ala vez quisiera mas tiempo para mi persona !! Me reconforta pensar que todo el esfuerzo que realizas como madre un dia se vera reflejado en tus hijos !! Lamentablemente el hombre no entiende los cambios de animo de las mujeres ! Felicidades excelente articulo !! Espero compartiendo experiencias nos ayudemos las mujeres mas cada dia !!!!

  13. Hola mamás!

    Mi hija tiene 1 año y 1 mes. Quiero agradecer a Pamela por el artículo sincero que escribió y a todas las mamas por cada uno de sus comentarios (me identifico con todas). Yo estuve fuertemente deprimida por 8 meses, y a partir de un grupo de apoyo (hablando con otras mamás de lo que sentía) me voy recuperando poco a poco. Creo que es necesario que sepamos que no somos únicas y que no estamos locas. Antes de ser mama (aún embarazada) pensaba que al nacer mi bebe y dejar el trabajo todo iba a ser fácil, como estar de vacaciones, siempre critiqué a las amas de casa por no trabajar y encima estar fachosas todo el día, no podía entender que tanto hacían que ni siquiera se pasaban el cepillo…la maternidad me esta enseñando muchas cosas, como a todas ustedes…sombras y miedos viejos y nuevos…antes amaba manejar a toda velocidad, hoy me aterra manejar con mi bebe sola, salir con ella en esta ciudad tan peligrosa.

    Estoy empezando una terapia psicológica para trabajar en mi, enserio! Mi hija es mujer y si un día se convierte en madre quisiera que ella encuentre una mama con la que desee estar, en quién confiar, pero sé por experiencia a propia, que eso no se da automáticamente por ser yo su mama, sino que se construye cada día y que no podré acercarme a ella sino me acerco a mi para sanarme. Hoy no salgo a la calle si no es con mi esposo, no tengo amigas ni familia en quién confiar, tengo mucho que superar, pero empiezo a ver que detrás de tanta oscuridad, hay una oportunidad que la maternidad me da, para mirar mi vulnerabilidad e intentar lo que sea para ser realmente feliz por primera vez en mi vida.

    Gracias por el espacio!

  14. Entiendo todo lo que dice aca´y me doy cuenta que la verdad está y estuvo oculta en muchas, muchisimas madres que sólo esperaban a que nos quedaramos embarazadas, nos mentian sobre el maravilloso mundo de la maternidad y esperaban a que nuestro hijo naciera para reirse de forma vengativa deseandonos que todo lo que les pasaron a ellas nos pase a nosotras. Siempre tuve esta impresión y de alguna manera, aún que no supiera todavia que era lo que me esperaba, sabia que no iba a ser facil. Entonces lo pensé mucho, me relaje, medité y hoy, no digo que me sea mas fácil que a las demas, y que no tengo momentos dificiles que me hacen llorar, pero tengo la suerte de tener un bebe bastante bueno, tengo la ayuda de mi marido… y a las mujeres que quieren escuchar que las cosas me van mal, les doy el placer de creer que es así. He visto la risa, y hasta carcajadas de otras madres donde yo quisiera y esperaba una palabra de apoyo, al revés de eso, se rien como diciendo “Y vistes, bien hecho!!! Para que sepas lo difícil que es, a mi me ha pasado xq a vos no?”

  15. Es increíble lo normal q es… Cuando tuve a mi primer hijo fue terrible sentirme así. Era dar sonrisas a todos, diciendo q estaba feliz cuando no me sentía así. La culpa de pensar q lo q sentía estaba malo era horrible. Por mucho tiempo me negué a una nueva maternidad por el miedo q me generaba volver a sentir lo mismo. Hoy estoy feliz esperando mi segundo hijo/a y siento q estoy preparada para ser nuevamente mama.
    Gracias por la publicación. Sin duda es algo q hay q hablar.

  16. Hola mamis! Que identificada me siento tanto con el anuncio como con ustedes.. Pamela que hermoso que hayas escrito este articulo. Estos dias me he sentido asi como describes. Con rabia, pena, una frustración terrible. Siento que no se que estoy haciendo con un bebé. No tengo el ánimo de seguir adelante. Y esas sombras que me siguen. Empiezo a recordar cuando era feliz. Cuando era una chica sin preocupaciones. Free. Ahora todo mi tiempo se va en estudios y cuidar a mi bebé. Mi familia no me entiende piensa que exagero y es tan deprideprente que ni tu propia familia te de un apoyo motivacional.. mi mamá solo dice que pasó por lo mismo y era. pero todo es diferente yo fui mamá a los 17 no estaba en mis planes. Ella fue mamá primerisa a los 25. Es una gran diferencia de años es obvio que las emociones son un poco distintas. Es distinto soñar ser mamá. Planear ser mamá. A ser mama a la fuerza como me paso a mi… es tan dificl. siento que estoy en una pieza oscura nunca logro ver la luz. Quiero a mi hija. Pero hay ratos que no quierp verla. La odio. Es terrible… lloro todos los dias.. pero hay dias en que la amo la beso es todo… ella se llama Emily y tiene 1 año y 4 meses.. y cada vez que pasa el tiempo siento que no puedo sanarme. Odio a mi pareja (no se porque) lo detesto. Pero lo amo. ya nada es como antes ya no tenemos intimidad. Ese rato a solos el poder darnos un besO una caricia en el pelo..
    Todos esos sentimiento Y recuerdos hacen que me hunda cada vez mas que en la habitación en la que estoy se torne más y más oscura…
    pero cuando escucho a mi hija decir mami . Cuando me da besos (a su estilo jaja) me abrasa. Llora y corre a mis brazos. Me siento plena. Todo se vuele claro. Hay luz en la habitación. Veo todo hermoso. La vida se hace hermosa… pero vuelvo a caer en la pena y el llanto….
    esprero que mi duelo pase jajaj o si no me volvere locaaaaaaaa!!! Un beso y abrazo a todas las mamis.

  17. Hola Pamela
    Fuimos compañeras de universidad.
    Hace 5 meses nació mi hijo y los dos primeros meses fueron bastante duros. Difundir y crear espacios para que las madres puedan compartir sus experiencias, tal como tu lo has hecho, es fundamental.
    Un abrazo

  18. Wow… yo no soy madre aún. Me falta pasar más de la mitad del embarazo (es mi primer hijo). Pero leo mucho sobre todo esto y recién leí el post y todos los comentarios.
    Debo reconocer que me asusta un poco, dado que yo ya tengo angustias que van y vienen, desde ahora.. entonces digoo….. lo que será luego!!!

    Por otro lado tampoco estoy tan preocupada.. recuerdo lo que también tantas veces mujeres sabias me han dicho.. que cada cuerpo es único, cada mujer es única, cada historia es única…
    Hago terapia hace 4 años y creo que voy superando varias cosas. Otras volvieron de golpe, como una sombra ya en mi embarazo. Tengo facilidad para reconocer mis partes oscuras, no soy de poner sonrisas cuando no me surgen y esas cosas… pero supongo que cada caso es particular.

    A ver cómo nos va…

    Lo mejor es saber que una puede contar con su tribu.
    abrazos a todas.

  19. Hola!! Que excelente artículo!!, me he sentido identificada completamente, soy mamá de una niña de ocho años, pero no olvido los primeros días con mi pequeña solas en casa, de pronto pensaba en qué me he metido!! Sentía susto constantemente que le sucediera algo, que se enfermara, que tuviese frio, que mi leche no la alimentara, en fin mil cosas
    Sin duda es una etapa complicada en la que pierdes toda libertad de acción, te sientes atado a una cosita pequeña que depende totalmente de uno. Es un gran tema y es necesario hablarlo, yo siempre lo he dicho, fue difícil angustiosa, pero se puede.

  20. SIN PALABRASS ME ENCATARIA QUE SALIERAN MAS ARTICULOS COMO ESTE ME SENTI QUE ALGUIEN POR FIN ME COMPRENDIA Y UQE NO ESTOY LOCA GRACIASSSS Y MILLL GRACIASS

    VIVO EN MEXICO Y SI CONCIDERO QUE TODO MUNDO TE APARENTA QUE CRIAR Y VIVIR EL PURPERIO ES COSA SENCILLA NADIE LO PLATICA COMO EN REALIDAD ES…

    GRACIASS

  21. Dios mio!! ¿ Porqué no leí esto antes? lo vivítal cual y ahora veo que es un proceso después de que me reproche tanto!

  22. Entiendo todo lo que dices en el artículo, pero yo me sentí fenomenal en este papel de mamá, era como si mi hijo y yo viviéramos en una burbuja o micromundo donde sólo importábamos nosotros dos.
    Pero a todas la nuevas mamás les advierto de las dificultades y los problemas que se suelen tener de pareja… pero es la vida….

  23. tengo una niña de once que no vive conmigo desde los dos años ya que pase por esa experiencia y me la sacaron los padres de el y me internaron y me dieron medicacion nunca me supieron desir que era lo que tenia hoy despues de 11 años tengo una bebe de 5 meses y me siguen passando las mismas cosas sigo el tratamiento y tomando medicacion pero aveces no alcanza todo me supera y no se que hacer todos dicen que este trankila y disfrute de mi beba gracias por el articulo me gusto mucho

  24. Estoy en mi ultimo periodo de embarazo y al leer los comentarios no me dejan una buena sensación. no es muy alentador lo que se me viene al parecer. Pero querer es poder no? 🙂

    saludos!

  25. Realmente es cierto tengo 3 niñas y miultimo embarazo fui muy sentimental aparte de todo lo sentimental mi bebe nació muy bien hace 20 dias me siento feliz pero a veces siento que no puedo con todo a mi alrededor tengo una niña de 5 y otra de 3 y a veces pierdo la paciencia pero yo Amo a mis hijas la depresión pos-parto es real pero esta en uno mismo controlarlo…. hay un dicho que dice que todo lo que no controlas te controla a ti…yo controlo mi mente y mis hormonas Suerte mamiiisss

  26. Cada puerperio es un momento de aprendizaje de internalizar nuestros aspectos no resueltos, es cierto. Mas todo depende de cómo uno los aborde, ya que desde el mor propio todo se hace más llevadero. Por lo demás, las sombras que van emergiendo se convierten en luces, en aspectos positivos y constructivos para nuestra vida, y además de emerger éstos aspectos, también se hace inminente el emerger de nuestra capacidad de amar como nunca antes, de empoderarnos, de darnos cuenta de todas nuestras fortalezas que teníamos y que hoy toman más protagonismo que nunca… es una hermosa transmutación y la puedes vivir intensamente y gratamente… como en todo cambio en la vida, hay días llenos de luces y otros más sombreados, pero lo que cualquier madre te puede decir, es que todo eso se esfuma cuando ves la sonrisa de tu hij/a

    bendiciones

    Pamela Labatut

  27. Querida, eso es resilencia! a sanar tu relación con lo femenino, para que quienes lleguen a tu vida, sean mujeres amorosas y contenedoras, para que sean la tribu que quieres y necesitas… un abrazo

  28. Todas somos distintas! lo importante es hablar de que la maternidad no es color de rosas.. te felicito y honro por la capacidad de llevarlo con altura de miras, un placer leer tu testimonio… te abrazo!!

  29. Erika como estas? Si sientes que no es suficiente, que todavía quizás te supera, te sugiero terapia psicológica. Si ya la tienes, puedes comentarle esto que te pasa o buscar segunda opinión. Recuerda que eres la protagonista de tu vida y de tu proceso terapéutico… a empoderarse!!! te abrazo!

  30. Al leer tu artículo solo podía pensar… Cómo es que no lo encontré hace 2 años cuando nació mi bebé. Yo pasé un embarazo hermoso, sin complicacion alguna, ni agruras, ni nauseas ni preocupaciones. Tenía una idea de la mayernidad como la pintan en las películas, tu bebé nace y en cuanto la ves, la abrazas y todo en adelante es felicidad. Para mi no fué así, mi hijita nació llorando y hasta la fecha la mayoría del tiempo ha sido llorar, ella y yo con ella. Comencé esto de ser mamá sumida en la angustia de por que todas las mamás a mi alrededor me contaban lo “buenos” que eran sus bebés, como les dormían toda la noche, la lactancia era perfecta y yo todos los días lloraba preguntandome que estaba haciendo mal. Por qué la mía no dormía, por que lloraba tanto día y noche, hasta hoy entiendo que tal vez era mi propia angustia y miedos los que provocaron eso. Hasta el día de hoy que ya estoy mejor y ahora que mi hijita ya me puede comunicar que le pasa o que necesita, comienzo a sentir un rayo de sol, apenas ese calorcito tibio como señal de que las cosas estarán bien. Pero la pasè estos primeros 2 años angustiada por muchas cosas, nunca pensé que fuera así. Amo a mi hija con toda el alma y no me imagino estar sin ella, pero ser mamá para mi ha sido una mezcla entre dulce, complicado, hermoso y doloroso, he descubierto coko bien dices en tu artículo, el lado oscuro y que no todo es rosita y sobre las nubes. Me ha hecho más fuerte pero ha sido difícil. Todos los días me levanto diciendo: hoy daré lo mejor de mi, soy una buena mamá.
    Felicidades por hablar con tanta sinceridad y decir lo que es para muchas madres tener un hijo, no lo que nos pintan que debe ser.
    Quisiera, saber si hay algún tipo de terapia para superar muchos de estos sentimientos encontrados y miedos, dudas etc… Por que después de 2 años sigo a veces temiendo a mis sombras. Gracias.

  31. Bella Iris… la maternidad tiene de dulce y agraz, y lo importante es centrarse en cómo vivir éstas experiencias… porque así como en todo en la vida, hay días llenos de luces y otros más llenos de sombras… pero pasan…
    Con respecto a tu consulta sobre terapia, yo trabajo con madres y muchas, casi todas, son puérperas, me puedes contactar al 95122142 o al mail psicologa@mamadre.cl para que conversemos y veas si te acomoda o te dé datos de otras terapias que abordan la maternidad. Un abrazo!!!

  32. Absolutamente todo, cada palabra escrita es una realidad, mi bebé va para 4 meses, pero los primeros dos meses fueron terribles, estando yo sola en casa de mis suegros, ellos fuera de casa, todo el dia, llegaban y solo querían invitar a amigos suyos a conocer ami hija, yo lejos de mi familia. Mi esposo estudiando en otra ciudad. La niña dormía pocos ratos, de noche no dormía nada, yo solo la miraba y lloraba de coraje y de soledad, ella solo quería estar cargada y que la paseara y yo cansada desvelada y llorando la miraba y lloraba mas por sentirme tan mala madre al tener esos sentimientos tan feos hacia ella, pero al mismo tiempo sentía q la amaba con todas mis fuerzas que eran ya pocas. La niña no paraba de llorar al sentirme tan tensa. Fueron momentos de desesperación los peores y mejores meses de mi vida. A partir casi del tercer mes empeze a arreglarme mas y decidí dar paseos con mi bebé, encender la tele y me fui relajando y ella junto con migo, y hoy puedo decir que me siento bien y feliz con mi hija.

  33. Me encantó encontrar esta publicación, ayuda mucho saber que hay muchas mujeres a las que nos pasa lo mismo, nunca entenderé por qué nadie te lo advierte y por qué tantas lo niegan, hasta el punto que te preguntas si tal vez soy yo el problema, yo la mala madre. Mi bb tiene ahora 6 meses y recién creo que empiezo a disfrutarlo, pero el resto de mi vida… Ni hablar, siento que lo perdí todo, autoestima, amigos, intimidad, seguridad, fuerzas, ganas de seguir adelante… Todo… Mi marido es un sol y me ha tenido paciencia, pero también lo noto agotado, cada vez hablamos menos y yo me sigo encerrando en este oscuro mundo llamado puerperio. Mi esperanza es que pase el tiempo y pueda recuperar algo de mi vida, y saber que no soy la única a la que le pasan estas cosas me ha sido de gran ayuda, así que sólo decir gracias por ser valientes y decir de frente que esa imagen de película de la maternidad llena sólo de paz, armonía y felicidad plena, no es tal.

  34. Busca tribu!, es decir… comparte con otras mamás, sale con tu bebé y conversale a otras mamás… sé parte de un grupo o comunidad donde se vean las caras con cierta frecuencia… es tan sanador! es bastante nocivo lo que actualmente se establece socialmente como el rol de una buena madre, ya que mientras mas nos la podemos solas, mas se premia, cuando durante milenios de años hemos criado en comunidad, acompañadas y sostenidas por otras mujeres madres. Hay que ir poco a poco soltando a la superwoman que las hace todas sola, porque nos han hecho un flaco favor…

    te abrazo!

  35. Es una sensación y rara de impotencia de querer volver a tener tu espacio; hacer algo por ti….quizás volver a estar sola, o sólo con tu pareja y amigos. A parte de asumir a esta criatura es querer hacer todo bien, abarcar todo los quehaceres de la casa, el bebé, los estudios /trabajo eso es lo q más me pesa por ahora no fallar en nads!!!!la autoexigencia a ser capaz de hacer todo y más encima una buena madre!!!!!no.fallar a ese bebé q depende 199%de ti!!!

  36. Gracias por este gran artículo! Leo a tantas mamás a quienes se les hace difícil y quiero abrazarlas y compartir ratos con todas, las siento amigas madres, debe ser por eso de q uno tiene tan poca vida social en este tiempo. Son tantas las cosas q cambian y nuestra cabeza a mil! Yo sólo puedo decir q soy una afortunada, q tengo una beba bellísima, tranquila, la siento feliz y equilibrada, Paz Guillermina de 10 meses, es tanto lo q disfruto de estar con ella, de ser mamá, SU mamá! Tuve y sigo teniendo ratos oscuros, pero es más el disfrute! Gracias de nuevo! Besos!

  37. Hola, a mi tambien me asustan con todo lo que ponen, yo tengo un bebe de 2 años y 3 meses y estoy enamorada de el desde el principio, claro el amor va aumentando,creo que la edad influye ya que yo tuve a mi hijo a los 38 y no andaba mucho de fiesta, tuve que dejar un trabajo para dedicarle tiempo pero no me arrepiento, estoy feliz con el y solo con el. Su papa y yo aunque vivimos juntos no hay intimidad, nunca hubo quimica y ahora lo siento mas. Pero sigo feliz al lado de mi bebe. No te asustes que no les pasa lo mismo a todas. Saludos!!!

  38. Marcela Soto el

    Excelente… ojalá alguien me hubiera dicho todo esto antes… me dió tanta pena los primeros días… sólo quería salir arrancando… Hoy con casi un mes del nacimiento de mi hija me siento un poco mejor, pero le diste en el clavo. GRACIAS!! ya no me siento tan sola. Ahora sé que es normal.
    gracias gracias gracias

  39. Gracias por la nota es un descanso en la confusion, si conocen algún chat donde compartir con mamás este tiempo me escriben por favor. Tengo un bebé de 1 mes.

  40. En estos momentos mi bebé tiene 8 meses y tengo un hijo de 2 añitos. Me siento fea. Gorda. Sin vida. No puedo salir. No tengo vida. Ni al baño puedo estar mas de 5 minutos. Mi esposo es un hombre muy bueno pero nos hemos alejado tanto como matrimonio. Hay noches q nos acostamos , hacemos dormir a nuestros hijos y listo. 0 intimidad. Yo se q él lo entiende pero ya se ha hecho costumbre. Ya no podemos estar solos. Tener ni siquiera un momento para los 2 por q rato q tenemos libre ( cuando duermen nuestros hijo) nosotros tambien o descanzamoa o hacemos los quehaceres de la casa.
    En fin. Me siento totalmente sin vida sin relacion de pareja.
    Amo a mis hijos pero me han quitado mi vida.

  41. Increible…. yo soy madre de tres hijos y pienso en la misma linea que casi todas…. y es impresionanate como muchas de nosotras deciden por un tema social…el famosos que diran… quedarse en silencio y sonrreir, como si fuera malo decir lo que realmente sientes, como si fuera malo, decir la verdad de lo que realmente se vive en un embarazo o en la crianza. Yo lo he pasado pesimo tanto fisica como emocionalmente con mis tres embarazos, y eso no tiene nada que ver con ellos, con el amor infinito que les tengo…es algo muy mio….las emociones son horribles, porque ademas de sentirte mal por esta revuelta hormonal, a mi al menos me endemoniaba mas aun…no poder hacer nada mas que autoconvencerme de que ..ya pasaraaaa…. porque no te puedes medicar, no puedes tomar vino, no puedes fumar….osea todas esas terapias con tus amigas de alcohol para superar los problemas…se va a la cresta!!!!!!!!!!! y asi tienes que esperar años y años para volver a liberar tus angustias como corresponde…con vino, jajaj…. osea pasar todo el dia a mil por hora y despues que llegue tu marido o pareja cuando has logrado dormirte a “tocarte” y enojarse porque “siempre estas cansada”…oseaaaaaaaaa, plis la maternidad es un periodo altamente duro, que solo lo entenderemos siempre las mujeres…no hay ningun hombre por muy pro que sea que logre alguna vez siquiera sentir o entender lo que uno vive en este periodo…. hoy mi hija menor tiene 4 meses y ademas de todo ha sido agotador el item lactancia…. es tanto el estres de otras cosas que ha sido muy dificil amamantarla, darnos el espacio intimo entre ella y yo para que fluya la leche…. tanto que ya casi toma casi puro relleno, yo no logro desconectarme con todo lo demas y eso ha sido muy triste para mi…porque siento que no logro ver las cosas como antes…siento que ya me cuesta muucho reir, que siempre estoy batallando sola contra todo, es como si viviera por inercia.

  42. Hola! Me gustó leer tu artículo, me siento identificada. Soy mamá primeriza y mi bebé tiene 3 meses, lo que me pone mal es no haber podido tener ese amor incondicional a primera vista que yo imaginaba que iba a tener cuando proyectaba tener un hijo, solo sentí mas inseguridades y miedo de este cambio que es para toda la vida, como si todo lo que una vez pensé de lo que seria como madre se esfumó desde que me convirti en madre,me siento rara en este rol. Me angustia sentirme asi, leo o escucho a otras madres que dicen que aman con locura a sus hijos y me pone mal que yo tenga dudas, lo único que sé que no odio a mi hijo, es un tierno y hermoso!! pero me siento tan insegura y extraña a veces, como si estubiera descubriendo esas “sombras” en mi.

  43. Leo cada línea y es el reflejo de lo que estoy viviendo actualmente. Cuando nació mi hija no sentí ese amor tan profundo, no fue un momento mágico y desde ahí que cargo con una culpa, me siento en deuda conmigo misma y con mi hija.
    Los primeros meses fueron una locura, los sentimientos de rabia, pena, alegría, amor e incluso rechazo a mi propia hija me volvían loca, no sabía a quién contarle de lo que sentía, no quería que me juzgarán y comencé a buscar respuestas por internet, hasta que me encontré con este texto y entendí lo que estaba sucediendo,sentí tranquilidad y paz.
    Jamás me habían contado este lado B. Mi hija tiene 7 meses y han sido los más intensos de mi vida, aún estoy viviendo este proceso de sombras, me siento a veces incomprendida pero por mi hija volvería a pasar por todo esto mil veces más.

  44. Hola estoy sorprendida que este tema exista, pensé que estaba loca realmente me asustaba estar pasando por esos sentimientos tan raros, no entendía que era esa sensación me sentía culpable en todo momento, le pedía a Dios que me perdonará por sentir esos sentimientos hacia mi bebé, hasta llegué a pensar en mejor no verlo para que no sienta lo que yo pensaba, fue y sigue siendo una etapa difícil tuve un embarazo prematuro de mellizos sólo se queda conmigo zacarias una semana, mi otro bebito partió al nacer y ya se deben imaginar el sentimiento de culpa y desespero que tenía, mi esposo me apoyo mucho pero nadie me comentó sobre este tema ahora ya pasaron 4 meses estoy poniendo de mi parte recuperarse, pero aún me siento triste por todo esto que tuve que pasar, me siento incompleta y hay días que recaigo en mi pena lamento. Gracias por hacernos sentir que este tema es parte normal de la vida no sabes el peso que me quitas.

  45. Muy bueno este artículo! La verdad es que nadie nos habla de todos los momentos dificiles que tendremos que pasar, cuando estas embarazada y tiene acceso y te acercas a esa información tampoco la quieres por que en ese momento es todo felicidad y no quieres que te lo arruinen. Mi hija tiene 3 meses y una semana. Esta siendo muy complicado transitar este tiempo. Hay dias en que siento que puedo con todo y hay dias en que simplemente me gustaria desaparecer por completo. Hay momentos en que miro a mi hija y siento que todo valió la pena, pero también pienso, cuando acabará esta tortura? Mi mente ya no es mia, mi cuerpo ya no es mio, mis emociones son reprimidas, el cansancio de mi cuerpo que tanto manosearon, que cortaron, que sanó ala fuerza, ese cuerpo pide paz! Y no! Mis senos ya no son mios, se convirtieron en el alimento principal de mi hija y no puedo privarla de ese beneficio. Y asi divago entre la culpa y el dolor, entre la felicidad y el amor por ese ser único y perfecto que salió de mi vientre. Ya habrá tiempo para el sexo, la pareja y para mi. Hoy mi alma es ella, mi hija, a traves de ella, de su amor y su inocencia sanaré mis dolores más profundos en silencio y con paciencia y esperanza de que algún dia me pueda mirar al espejo me reconozca y me pueda decir: Al fin soy la mujer que quiero ser!

  46. Es que te pasaste… yo viví la peor experiencia de mi vida en el puerperio… toque el infierno y conviví con los peores demonios durante meses… lo más difícil es que lo hacía con un hijo de 2 años en un brazo y un recién nacido en el otro. Todo se vuelve ajeno y confuso pero tienes 2 hijos!!! La sociedad y la gente que más te ama no logra entenderte y uno no puede culparlos porque ni siquiera hay fuerzas par eso. Es triste, doloroso y muy difícil, pero gracias a Dios, como tú bien dices llega un momento en que uno comienza a iluminar sus zonas más oscuras (pero esto no ocurre por arte de magia, es trabajo tuyo, de tu pareja, tu familia, tus pequeños hijos y de especialistas). Y de pronto uno está bien parada, con muchas herramientas para enfrentar la vida… y Dios con sus planes te sigue poniendo desafíos pero está vez los sobrepasa como una guerrera, como una verdadera leona, un verdadero animal protegiendo a sus cachorros. A mi me paso, yo lo viví y estoy aquí para apoyar a cualquier mujer que necesite mi mano.
    (By the way soy psicóloga y aunque muchos crean que los psicólogos somos inmunes a este tipo de cosas, les puedo decir que no es asi.

  47. Javiera bruna el

    Maravillosamente expresado todo lo que uno vive y siente de verda honro tu capacidad de eX pesar y hacer con ciente lo que Muchas no podemos!! Infinitas gracias como buena púrpura lloré al leerte y entendí tb Muchas cosas que creía no saber…lo que si wue de con ganas de saber más y compartir mucho más me gustaría me dieras tu contacto leí que eres psicóloga y me interesaría una terapia de pareja para que el también logre entender por lo que estoy pasando espero tu respuesta un gran abrazo e infinitas gracias por tus palabras

¿Qué opinas?