Dar pecho reduce el riesgo de obesidad y enfermedades cardiovasculares en el niño

0

La transmisión de anticuerpos al recién nacidos es una de las propiedades más conocidas de la leche materna, aunque no la única. La pediatra de Clínica Vespucio, Dra. Gema Pérez, expone algunos de los beneficios de esta sustancia tanto para el recién nacido como para su madre.

 La leche materna es un alimento completo que contiene todas las sustancias nutritivas que el bebé necesita, incluyendo anticuerpos que ayudan a combatir enfermedades, los que no se encuentran en las leches de relleno.

De acuerdo a la pediatra de Clínica Vespucio, Dra. Gema Pérez, este alimento protege al niño de enfermedades digestivas, respiratorias, otitis y alergias. “Las guaguas alimentadas a través de la lactancia materna exclusiva, tienen menor riesgo de padecer obesidad y enfermedades cardiovasculares como la hipertensión, además de diabetes y dislipidemias, que son alteraciones del metabolismo de los lípidos”, asegura la profesional, quien agrega que este proceso favorece el desarrollo intelectual del menor, haciéndolo más activo y mejorando su capacidad de aprendizaje.

 Beneficios para la madre

  • Reduce la pérdida de sangre post parto.
  • Ayuda a recuperar el peso anterior a la gestación y a que el útero vuelva a su tamaño normal.
  • Previene el cáncer de mama y ovario, reduciendo en cerca de un 60% el riesgo de desarrollarlos.
  • Previene la osteoporosis.
  • Existe un menor riesgo de depresión, pues la lactancia estimula la producción de oxitocina, hormona que alivia el estrés.

La especialista de Clínica  Vespucio explica que, idealmente, se debe extender el proceso de lactancia materna exclusiva por un período mínimo de seis meses, y posteriormente complementarla con alimentación sólida hasta los dos años.

“Es muy importante que al principio el amamantamiento sea a libre demanda, es decir, cuando el bebé lo requiera, pues mejora la producción láctea y logra un mejor desarrollo del recién nacido. Posteriormente, es ideal tratar de ordenar y hacer un horario, para generar rutinas y facilitar la alimentación sólida complementaria”, advierte la profesional.

Consejos para una lactancia exitosa

ü  Cuanto antes se inicie la lactancia, mayores son las posibilidades de éxito. Por esto, si es posible, se recomienda que comience inmediatamente después del parto, dentro de la primera hora de vida.

ü  Es importante que la madre se lo tome con calma, esté tranquila y busque un lugar cómodo para dar pecho. Debe tomar bastante agua para no deshidratarse y mantener una producción de leche adecuada.

ü  No usar  chupetes o mamaderas hasta que la lactancia materna se haya consolidado.

ü  En caso de haber problemas, como falta de acople o dolor, se debe comunicar con la matrona o ginecólogo.

Acerca del autor

Feliz madre de Matías y Daniel y de profesión periodista y especialización en Derechos Humanos, Género y Relaciones Públicas. Durante mi proceso de estudios tuve la dicha de combinarla con la crianza de mi hijo mayor y el embarazo del segundo. Hoy junto a Mamadre tengo la maravillosa posibilidad de compartir, comunicar y retroalimentar todas las inquietudes que día a día nos hacen construir un mejor mundo para nuestros hijos, hijas y toda la familia.

¿Qué opinas?