7 Beneficios de la Lactancia Materna para las Madres

0

Muchas veces hemos escuchado sobre los beneficios de la lactancia materna para los bebés. Pero, ¿sabías que también tiene beneficios para tu salud? ¡Sí!, Amamantar no sólo beneficia a tu bebé, sino que también a ti.
Beneficios a Corto Plazo
1. Disminución del sangrado post-parto: La hormona Oxitocina, encargada de la eyección de la leche durante la lactancia, también genera contracciones uterinas. De este modo, al amamantar los primeros días después del nacimiento de nuestro bebé, el útero vuelve prontamente a su tamaño, disminuyendo el sangrado postparto.

2. Recuperar el peso: Amamantar genera un gasto de aproximadamente 500 Kcal/día en nuestro cuerpo. Por este motivo, es más rápida la recuperación de nuestro peso de antes de quedar embarazadas. Pero ojo, que amamantar también suele producir mucha hambre.
3. Espaciamiento entre embarazos: Al amamantar, la hormona prolactina aumenta a niveles que impiden la ovulación por varios meses. De esta forma se espacian naturalmente los embarazos.
4. Aumenta la responsividad materna: Se ha observado que las madres que amamantan responden rápidamente a la señales de estrés del bebé (llanto). Esto genera un buen escenario para que el bebé desarrolle un vínculo de apego seguro. Amamantar es mucho más que una forma de alimentar, es también una forma de criar y vincularse con el bebé. Esta interacción que se genera entre mamá y bebé durante la lactancia, puede ayudar a las madres que se encuentran en procesos de depresión.
Beneficios a Largo Plazo
5. Disminución del riesgo de osteoporosis: Pese a la creencia popular que la lactancia puede descalcificar, estudios recientes asocian la lactancia con un menor riesgo de osteoporosis y una posible disminución del riesgo de fractura de cadera en el periodo post-menopáusico.

6. Disminución del riesgo de cáncer de ovario: Se ha observado que este tipo de cáncer se presenta menos frecuentemente en mujeres que han amamantado.
7. Disminución del riesgo de cáncer de mama: Pareciera ser que el uso fisiológico de la glándula mamaria durante la lactancia, es un gran factor protector frente a este tipo de cáncer. En el caso mujeres que han amamantado con uno de los senos solamente, aquél que no ha sido utilizado tiene mayor probabilidad de presentar cáncer que el seno que sí participó de la lactancia.
Por todos estos motivos la investigadora Kathleen Kendall-Tackett en su último estudio publicado este año en Breastfeeding review, dice que “la lactancia puede hacer del mundo un lugar mejor y más saludable, para los bebés y sus madres al mismo tiempo”.
¡Les deseo una feliz lactancia!
Lorena Mercado López
Mamá. Consultora de Lactancia,
Dipl.Apego y vinculación temprana
www.lactanciayfloresdebach.cl

Referencias:
(1) Gartner, L. M., Morton, J., Lawrence, R. A., Naylor, A. J., O’Hare, D., Schanler, R. J., & Eidelman, A. I. (2005). Breastfeeding and the use of human milk. Pediatrics, 115(2), 496-506. Disponible en: http://pediatrics.aappublications.org/content/115/2/496

(2) Kendall-Tackett, K. (2015). The new paradigm for depression in new mothers: current findings on maternal depression, breastfeeding and resiliency across the lifespan. Breastfeeding review: professional publication of the Nursing Mothers’ Association of Australia, 23(1), 7-10.

Acerca del autor

Consultoría en Lactancia Materna

¿Qué opinas?